Antiguo Testamento

Segundo Libro de Crónicas

Nuevo Testamento

 

 

 

 

Capítulos del segundo libro de Crónicas del Antiguo Testamento en la Biblia

 

 

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31 32 33 34 35 36

 

 

 

 
 

LA BIBLIA - Antiguo Testamento - 2° Crónicas 25

 

 

 

 

1

Amasías Tenía 25 años cuando Comenzó a reinar, y Reinó 29 años en Jerusalén. El nombre de su madre era Joadán, de Jerusalén.

2

El hizo lo recto ante los ojos de Jehovah, aunque no con un Corazón íntegro.

3

Sucedió que cuando el reino se Consolidó con él, Mató a sus servidores que Habían herido de muerte al rey, su padre.

4

Pero no dio muerte a los hijos de ellos, conforme a lo que Está escrito en la Ley, en el libro de Moisés, donde Jehovah Mandó diciendo: Los padres no Morirán por culpa de los hijos, ni los hijos Morirán por culpa de los padres; sino que cada cual Morirá por su propio pecado.

5

Después Amasías Reunió a los de Judá y los Organizó por todo Judá y Benjamín, de acuerdo con sus casas paternas, bajo jefes de millares y de centenas. Luego Contó a los de 20 años para arriba y Halló que eran 300.000 escogidos para ir a la guerra, los cuales portaban lanza y escudo.

6

Además, Tomó a sueldo a 100.000 hombres valientes de Israel, por 100 talentos de plata.

7

Entonces un hombre de Dios fue a él y dijo: --Oh rey, que no vaya contigo el ejército de Israel; porque Jehovah no Está con Israel ni con ninguno de los hijos de Efraín.

8

Aunque Tú fueras y te esforzaras en la batalla, Dios te Haría fracasar delante del enemigo. Porque en Dios hay poder para ayudar o para hacer fracasar.

9

Amasías Preguntó al hombre de Dios: --¿Qué Será, pues, de los 100 talentos de plata que he dado al ejército de Israel? El hombre de Dios Respondió: --Jehovah puede darte mucho Más que eso.

10

Entonces Amasías Apartó las tropas que Habían venido a él de Efraín, para que se fuesen a sus casas. Ellos se enojaron Muchísimo contra Judá y se volvieron a sus casas enfurecidos.

11

Pero Amasías se Esforzó y Guió a su pueblo; fue al valle de la Sal y Mató a 10.000 de los hijos de Seír.

12

Los hijos de Judá tomaron vivos a otros 10.000, que llevaron a la cumbre de un peñasco y de Allí los despeñaron, y todos se hicieron pedazos.

13

Pero las tropas que Amasías Había despedido para que no fuesen con él a la batalla, saquearon las ciudades de Judá desde Samaria hasta Bet-Jorón, mataron a 3.000 de ellos y se llevaron mucho despojo.

14

Pero Sucedió que después que Amasías vino de la matanza de los edomitas, trajo consigo los dioses de los hijos de Seír y los puso como dioses para Sí, y se Inclinó ante ellos y les Quemó incienso.

15

Entonces el furor de Jehovah se Encendió contra Amasías, y le Envió un profeta que le dijo: --¿Por qué has acudido a los dioses de ese pueblo, que no pudieron librar a su pueblo de tu mano?

16

Y Sucedió que cuando el profeta le Habló estas cosas, él le Respondió: --¿Te hemos puesto a ti por consejero del rey? Cállate! ¿Por qué te han de matar? Entonces el profeta Concluyó diciendo: --Yo sé que Dios ha decidido destruirte, porque has hecho esto y no has escuchado mi consejo.

17

Después de haber tomado consejo Amasías, rey de Judá, Mandó a decir a Joás hijo de Joacaz, hijo de Jehú, rey de Israel: "Ven, y Veámonos las caras!"

18

Y Joás, rey de Israel, Mandó a decir a Amasías, rey de Judá: "El cardo que Está en el Líbano Mandó a decir al cedro que Está en el Líbano: 'Da tu hija a mi hijo por mujer.' Entonces Pasó una fiera salvaje del Líbano y Pisoteó el cardo.

19

Tú dices: 'He Aquí, he derrotado a Edom', y tu Corazón se ha envanecido, y te Glorías. Ahora pues, quédate en tu casa. ¿Por qué provocas un mal, en que puedas caer Tú y Judá contigo?"

20

Pero Amasías no quiso escuchar, porque esto estaba determinado por Dios, quien los Quería entregar en mano de sus enemigos, porque Habían acudido a los dioses de Edom.

21

Entonces Joás, rey de Israel, Subió; y se enfrentaron él y Amasías, rey de Judá, en Bet-semes, que pertenece a Judá.

22

Los de Judá fueron derrotados ante Israel y huyeron, cada uno a su morada.

23

Entonces Joás, rey de Israel, Prendió en Bet-semes a Amasías, rey de Judá e hijo de Joás, hijo de Ocozías; y lo Llevó a Jerusalén. Y Abrió una brecha en el muro de Jerusalén, desde la puerta de Efraín hasta la puerta de la Esquina, 400 codos.

24

Luego Tomó todo el oro, la plata y todos los utensilios que se hallaban en la casa de Dios con Obed-edom, y los tesoros de la casa del rey. También Tomó rehenes y Regresó a Samaria.

25

Amasías hijo de Joás, rey de Judá, Vivió quince años después de la muerte de Joás hijo de Joacaz, rey de Israel.

26

Los Demás hechos de Amasías, los primeros y los últimos, ¿no Están escritos en el libro de los reyes de Judá y de Israel?

27

Desde el tiempo en que Amasías se Apartó de Jehovah, hicieron una Conspiración contra él en Jerusalén. El Huyó a Laquis, pero enviaron gente tras él a Laquis, y lo mataron Allí.

28

Después lo llevaron sobre caballos y lo sepultaron con sus padres, en la Ciudad de David.  

 

 

24 - 26

 
   
Búsqueda personalizada
 
     
 

 

 
 

 

 
 

 

 
 

La Biblia

 
 

hit counter

View My Stats